El pago de impuesto de inmuebles está comprendido por fechas específicas y  se divide en tres partidas o cuotas cuatrimestrales. Sin embargo, en caso que el valor del impuesto anual sea inferior a diez Balbolas  (B/.10,00), cancelará entonces una sola cuota. Cabe destacar que todo pago realizado fuera de las fechas de vencimiento causarán recargas moratorias.

El Código Fiscal en su artículo 786 establece que el pago de impuesto de inmuebles correspondiente a un año podrá cancelarse en tres cuotas o partidas:

– La primera cuota debe ser cancelada a más tardar el treinta (30) de abril.

– La segunda partida a más tardar el treinta y uno (31) de agosto.

– La tercera cuota a más tardar el treinta y uno (31) de diciembre.

Cuando el monto de su impuesto anual no excede de diez balboas (B/.10.000), debe cancelar entonces el impuesto en una sola cuota la cual realizará a más tardar el treinta y uno (31) de diciembre de cada año.

Si usted cancela dentro de los dos primeros meses del primer cuatrimestre o dentro del primer mes del segundo año y tercer cuatrimestre, podrá disfrutar de un beneficio de 10% de descuento, siempre y cuando se trate del impuesto sobre un bien que le sirva de residencia.

También podrá disfrutar del referido descuento del 10% si realiza el pago total del año completo del impuesto dentro de los tres primeros meses del año correspondiente.

Morosidad y sanciones

En caso que cancele la cuota o partida del impuesto anual o de la totalidad del mismo después de las fechas de vencimiento señaladas anteriormente, se le cobrará entonces un recargo de 10% por moratoria.

Si para la fecha de vencimiento de los plazos correspondientes usted no ha cancelado el impuesto, el respectivo recaudador le requerirá el pago, en caso de no efectuarlo, este podrá proceder a cobrarlo por vía ejecutiva mediante un juicio donde deberá cancelar el monto del impuesto con un recargo del 20%.

Sin embargo, la falta de pago del impuesto puede acarrear en el embargo de su bien. Aunque el bien inmueble en morosidad no afecta sus demás bienes ni patrimonio, la Autoridad Nacional de Ingresos Públicos (ANIP) se reserva el derecho de acudir a la vía ejecutiva y embargar el bien inmueble rematándolo por el valor del saldo adeudado.

¿Dónde pagar?

El pago del impuesto debe realizarlo preferiblemente en la Oficina Recaudadora del lugar en donde se encuentre situado el bien gravado.

A solicitud previa del dueño del inmueble respectivo o en los casos que determine el Reglamento, el pago podrá hacerse en la Oficina Recaudadora del lugar del domicilio del propietario.

Por Desiree Prieto

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*